top of page

La belleza de la utilidad

La belleza de la utilidad: Hacia la ganadería regenerativa en la era del empaque bonito


En esta era de la inmediatez y el empaque bonito, donde la superficialidad y el consumismo ignorante predominan, es vital detenernos a reflexionar sobre qué realmente valoramos en los productos que consumimos. Don Álvaro Aristizábal (ganadero regenerativo colombiano y gran amigo y maestro personal) nos recordó sabiamente que "bonito o bueno es todo aquello que es útil". Vamos a analizar cómo hemos caído en la trampa del marketing superficial y cómo podemos cambiar nuestras acciones para obtener resultados distintos. Es hora de abrazar la ganadería regenerativa y poner en práctica un enfoque consciente y sostenible.


El engaño de la superficialidad:

Vivimos en una sociedad obsesionada con la apariencia, donde el empaque de un producto y su campaña de marketing nos seducen fácilmente. Nos han enseñado a valorar más la forma que el contenido, a preocuparnos por lo que brilla en el exterior en lugar de lo que realmente importa en el interior. Nos hemos convertido en consumidores ignorantes, más interesados en la imagen que en la calidad y la producción responsable. Nos hemos acostumbrado a "tragar entero".


La ganadería regenerativa, un llamado al cambio:

Es hora de dejar atrás esta mentalidad y enfocarnos en lo que es verdaderamente valioso. La ganadería regenerativa nos ofrece una alternativa sostenible y ética para producir alimentos de calidad, respetando el medio ambiente y cuidando el bienestar animal. A diferencia de los métodos de producción convencionales, la ganadería regenerativa busca restaurar los ecosistemas y mejorar la calidad del suelo promoviendo los procesos naturales a través de prácticas como el pastoreo no selectivo, el manejo holístico, la siembra de cultivos complementarios y el mejoramiento genético por fertilidad práctica o eficiencia funcional, entre otras. Pero estas prácticas son simplemente herramientas para alcanzar un objetivo más grande aún, mejorar la calidad de vida del ganadero y de su comunidad.


La utilidad como verdadera belleza:

En este contexto, la utilidad se convierte en la verdadera belleza. No se trata solo de lo atractivo del empaque o de las promesas vacías del marketing engañoso, sino de lo que el producto puede aportar a nuestra salud, a la comunidad y al planeta. Al elegir productos provenientes de la ganadería regenerativa, estamos tomando una decisión consciente y valiente, donde la belleza radica en la utilidad real y no en una ilusión pasajera.


Un llamado a la acción:

Es momento de actuar. No podemos quedarnos pasivos ante esta tendencia de la superficialidad y el consumismo irresponsable. Cada uno de nosotros tiene el poder de generar un cambio significativo a través de nuestras elecciones de consumo. Y como dice Joel Salatin, tienes tres oportunidades diarias de elegir/votar con tu dinero el tipo de alimentos (principalmente) que quieres que se masifiquen. Aquí te presento algunas acciones concretas que puedes tomar:


1. Investiga y elige: Infórmate sobre los productos que consumes y busca alternativas provenientes de la ganadería regenerativa. Apoya a los productores locales que se esfuerzan por producir de manera responsable y sostenible.


2. Consume conscientemente: Reflexiona sobre tus hábitos de consumo y prioriza la calidad y la utilidad de los productos en lugar de dejarte llevar por el empaque bonito. Valora la autenticidad y la transparencia en las marcas.


3. Comparte el mensaje: No te quedes callado. Comparte tus conocimientos sobre la ganadería regenerativa con tus amigos, familiares y redes sociales. Promueve un cambio de conciencia y ayuda a generar un movimiento hacia un consumo más responsable.


4. Incomódate. Si eres ganadero, desafía tus paradigmas, capacítate, sal de tu zona de confort y ejecuta cambios en tu modelo productivo. Siempre hay una mejor forma de hacer las cosas.


La frase de don Álvaro Aristizábal, "bonito o bueno es todo aquello que es útil", adquiere un nuevo significado en esta era de la inmediatez y el empaque bonito. Es hora de desafiar la superficialidad y el consumismo ignorante, y abrazar la utilidad real de los productos que consumimos. La ganadería regenerativa nos brinda la oportunidad de ser parte del cambio hacia un futuro más sostenible y ético. Actúa ahora, elige con conciencia y el motor de transformación que nuestro planeta necesita. ¡El poder está en tus manos!

861 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

Comments


bottom of page