11 Razones para hacer Pastoreo Racional Voisin


En esta ocasión quisiera plantearte 11 razones por las cuales tu, como ganadero, deberías considerar desarrollar tu proyecto de Pastoreo Racional Voisin. Antes de discutir las 11 razones te invito a ver este breve vídeo. No están en orden de importancia, pero son algunas de las principales.

1. La forma más eficiente de administrar tu forraje

En el Pastoreo Racional se trabajan con muchos potreros (no hablemos cantidades todavía), principalmente para poder tener reservas para la temporada crítica. Al tener toda esa infraestructura de potreros es más fácil administrar el forraje; imagina que te dedicas a la comercialización de gomas de mascar y tienes una bodega de, digamos, 500 m2. En esa bodega manejas todos los distintos tipos de gomas, pero las almacenas a granel. Ahora imagínate la operación de ese negocio, cuanto tardarás en surtir un pedido de X goma, cuanto tardarás en hacer un inventario mes con mes.

Si tu bodega tiene una gotera, no te enteras pues no puedes recorrerla y supervisarla pues está llena de producto a granel. Mucho producto se dañará por esa gotera y no te darás cuenta hasta que llegues a él y lo quieras vender. Tampoco podrás hacer control de roedores, generando más mermas aún.

Pero que tal si en lugar de tener esa bodega con el producto a granel, lo tienes todo estibado, en cajas con X cantidad de producto cada caja y cada estiba con X cantidad de cajas. Dejas espacio entre las estibas para poder transitar y poder supervisar la bodega completa. De esta forma puedes encontrar rápidamente y surtir el producto que te pidan, puedes hacer los inventarios de forma muy rápida, puedes controlar roedores y encontrar cualquier problema de la bodega apenas se presente.

Bueno, lo mismo pasa con nuestros potreros, imagina tu rancho como esa bodega y el forraje son las gomas de mascar, necesitas colocarlo en cajas, esas cajas son los potreros que se propone hacer en Pastoreo Racional. Al estar dividido tu rancho en pequeños potreros, identificados con un número, puedes llevar ahora si un registro de ellos, como fechas de pastoreo, aforos de forraje, composición botánica, tipo de suelo y toda la información que creas pertinente registrar.

Es así entonces, como al tener "en cajas" nuestro forraje, tendremos la información necesaria y suficiente para tomar las decisiones más acertadas para su producción y cosecha.

2. Hay una mejora creciente de los suelos y ecosistemas.

Lo primero que se hace en los proyectos de Pastoreo Racional es eliminar todo tipo de venenos, especialmente herbicidas, insecticidas e ivermectinas. Ojalá se pudieran eliminar del todo los garrapaticidas pero el proceso de reorganización de las cadenas alimenticias en el ecosistema es paulatino.

Al eliminar la mayoría de venenos de alto impacto se le quita la presión a las demás especies que están en el ecosistema, como son aves, lombrices, insectos, mamíferos, etc. Todos ellos tienen su función en la estabilidad del ecosistema y como mencioné anteriormente, conforme se vayan reorganizando las cadenas alimenticias, el ecosistema estará más estable y las poblaciones, de todo, controladas. Ojo, controladas, no eliminadas.

Si nuestro objetivo es producir a bajo costo (consejo de ganadero a ganadero), entonces necesitamos hacer todo lo posible para que la naturaleza trabaje para nosotros. Esto será posible solamente si tenemos suelos sanos, lo que generará forraje sano y nutritivo, donde pastarán vacas bien nutridas. A final de cuentas todos los organismos se ven beneficiados.

Pero no solo es la eliminación de los venenos lo que mejora el ecosistema, es también el masaje (Leer: ¿Y si le damos un masaje al suelo?) que se le da al suelo con las patas de la vaca y la fertilizada que se le da con las excretas. Una vaca de 500 kg defeca diario aproximadamente 25 kg de mierda y 15 litros de orina. Multipliquen esos números por la cantidad de vacas que tengan y será el total de un excelente abono (siempre y cuando vaya sin químicos) que irá a nutrir a los microorganismos del suelo. Si nuestro lote es de 100 vacas, son entonces 2500 kg de estiercol y 1500 litros de orina, pero si esas vacas las ponemos en uno de esos pequeños potreros que ya hablamos antes, pues quedará perfectamente bien fertilizado. Una fertilización que jamás en tu vida habías pensado en aplicar, ni en cantidad, ni en calidad, ni en costo.

3. Se produce a bajo costo.

El costo de producción no solo se reduce por la eliminación de insumos de síntesis química, la principal baja en el costo de producción es el aumento en el aprovechamiento del forraje producido y en la mejora de la salud de nuestros animales al tener suelos mejor nutridos y abundantes en vida.

4. Alta producción de forraje y alto aprovechamiento

El Pastoreo Racional se rige por 4 Leyes Universales, creadas por André Voisin por allá en los años 40 y 50's en Francia. Estas leyes nos dicen las bases de como produciremos más forraje de mejor calidad y como lo cosecharemos de la forma más eficiente.

El Pastoreo Racional es una forma de "pastoreo no selectivo", y se basa en aumentar la Densidad de Pastoreo para generar competencia entre las vacas y lograr que dejen a un lado su hábito selectivo y se vuelvan devoradoras. Es de esta forma como se pasa de desperdiciar entre un 60 a 80% del forraje producido en pastoreos extensivos (pastoreo selectivo) a desperdiciar entre un 15 y 30% en Pastoreo Racional. Favor de leer este artículo llamado "Aprovechamiento al Máximo" para completar la información.

5. Se utiliza la vaca como herramienta de regeneración: poda el forraje, masaje y fertiliza el suelo.

La vaca tiene 6 herramientas regenerativas o degradantes, según como las uses. Pero nos enfoquemos en su uso regenerativo. La primera es el hocico, al convertir en devoradora a la vaca a través de una Alta Densidad de Pastoreo, todas o la mayoría de las plantas y especies de forraje en el potrero son consumidas y se ponen todas en el mismo nivel de competencia. En pastoreos selectivos, la vaca escoge lo que come y las especies menos palatables se quedan sin ser consumidas, sin ser podadas y logran completar sus ciclos reproductivos, mientras que las especies palatables son constantemente consumidas y sus reservas en raíces se van perdiendo poco a poco (o mucho a mucho!). Es entonces como la vaca con su hocico pone a todas las plantas del potrero en las mismas condiciones, y se desarrollarán las que se encuentren mejor adaptadas a las condiciones climáticas y edáficas (suelo) existentes en el rancho.

Las herramientas 2, 3, 4 y 5 son las patas de la vaca, que además de tener un fuerte impacto en el suelo (leer: ¿Y si le damos un masaje al suelo?) dañan seriamente a las plantas que no tienen capacidad de rebrote. Hay dos tipos de plantas en una pradera, la pratense y la no pratense. La planta pratense es la que tiene la capacidad de almacenar reservas en sus raíces y tallos y emitir rebrotes cuando ella es cortada. Es entonces como las vacas además de podar, también eliminan con pisoteo a esas plantas que no son pratenses, que en realidad no nos son productivas en la pradera.

La herramienta 6 de la vaca es el ano. Su riqueza varía de especie a especie pero en general aporta gran nutrición a los microorganismos del suelo. El truco está en utilizar bien esa herramienta, no es lo mismo tener el estiércol de un día de 100 vacas esparcido en 10 ha que en 0.5 ha, permitiéndole a los escarabajos, lombrices, pájaros y demás hacer su trabajo de distribución. . Ya hablamos de esta herramienta en el punto #2. La mierda de la vaca (y de cualquier herbívoro) es muy rica en contenido mineral y materia orgánica

Lo interesante aquí es que con nuestra misma máquina que nos produce carne y leche podemos producir más y mejores pastos, masajear suelos, sanear ecosistemas, detonar la reorganización de las cadenas alimenticias, bajar costos y lograr que la naturaleza trabaje para nosotros. Es este el punto preciso donde la ganadería se encuentra con la ecología y la rentabilidad.

6. Rehidrata los suelos.

La ganadería convencional, esa de potreros grandes, con poco ganado y con muchos días de ocupación, compacta los suelos, al ir y venir del ganado buscando el mejor forraje del día, agua, sales minerales, sombra, etc. De nuevo todo empieza con el cambio en el sistema de pastoreo, al hacer ocupaciones cortas, en pequeñas áreas con mucho ganado y reposos suficientes, logramos primero que el ganado no compacte el suelo, al contrario, lo masajea; segundo, dejamos mucho estiercol y la vida en el suelo se encarga de perforar y remover el suelo. Raices crecen y se mueren, escarabajos y lombrices hacen túneles, en fin, todos los organismos tienen su función descompactando suelos y permitiendo el intercambio de gases y líquidos a distintas profundidades en las cantidades adecuadas.

Luego viene la alta producción de forraje que viene a cubrir el suelo, le funciona de cobija al suelo y evita que tanto el sol como las gotas de lluvia impacten directamente y lo resequen y sellen (leer: "Tan diminuto y tan destructivo").

Poco a poco vamos convirtiendo nuestro suelo en una esponja que absorbe mucha agua. Los suelos son los mayores reservorios de agua dulce. No importa si nos llueve 200 mm o 4000 mm de lluvia al año, si nuestro suelo está sellado y compactado, así se mantendrá y será un suelo con plantas y vida sedienta, que cada vez produce menos. El agua es el motor del mecanismo, hay que procurar infiltrar cada vez más agua en nuestros suelos.

7. Es ecológico!

Al inicio dejamos de aplicar agrotóxicos y otros venenos por obligación, para permitir que la maquinaria del suelo y del ecosistema comience a funcionar. Después, seguimos sin usarlos porque ya no los necesitamos. Los herbicidas dejan de ser necesarios porque las vacas se comen lo que antes era maleza, los insectos no encuentran el plato servido con plantas desnutridas de las cuales alimentarse además que hay técnicas muy baratas para controlarlas sin la necesidad de sustancias tóxicas para el suelo...con el mismo ganado.

Esto nos permite a la larga poder acceder a algún tipo de certificación ya sea orgánica, a pasto, etc.

8. Produce alimentos limpios, sin venenos, ALIMENTOS QUE EN REALIDAD NUTREN.

Si no usamos venenos en nuestros suelos, tendremos entonces vacas sin venenos y leche y carne limpia, sin venenos. Eso es lo que trata la certificación orgánica. Pero hay más.

Estudios recientes han encontrado hasta 70% menos nutrientes en los alimentos de hoy en día, comparados con lo que eran hace 100 años. Esto se debe a suelos pobres, degradados, muertos, intoxicados. Cuando llegamos a un suelo con los famosos "paquetes tecnológicos" que nos ofrece la agronomía convencional, con todos sus fertilizantes, agroquímicos y maquinaría, rompemos todos los ciclos naturales que se llevan a cabo. El problema es que esos ciclos naturales son los encargados de mantener la nutrición del suelo, su contenido mineral, en los niveles adecuados para las plantas y demás organismos que dependen de él.

Si hacemos lo contrario, no solo con ganadería, y estimulamos esos ciclos naturales, reestructuraremos el reciclaje de nutrientes y se desarrolla una reacción en cadena: suelos más fértiles producirán pastos más nutritivos y sanos; estos pastos producirán vacas mejor nutridas y más sanas; estas vacas producirán leche y carne con mayor densidad de nutrientes; esta carne y leche en realidad nutrirá al consumidor. Es muy diferente comer que alimentarse, hay que tener esto muy claro.

9. Solo así puedes alcanzar la Máxima Rentabilidad Sustentable por Hectárea.

Lo más común es tratar de producir cada día más litros por vaca y más kg por becerro, y de eso se tratan los programas de mejoramiento genético y todas las estrategias que nos venden detrás de un mostrador de una veterinaria o tienda forrajera y en los congresos ganaderos. Pero en realidad, ¿cuanto cuesta producir ese litro extra de leche?, ¿cuanto cuesta producir esos 10 kg extra en nuestro becerro destetado?, saquen cuentas.

Además, los ganaderos somos los únicos productores de alimentos que no hacen cuentas por hectárea. Pregúntenle a un tomatero, bananero, cebollero, sorguero, maicero, lechuguero, etc, cuanto produce por hectárea, cuanto le cuesta y cuanto gana. Después pregúntenselo ustedes mismos, ¿porque no hacemos cuentas por hectárea?. Señores, nuestra unidad de producción es la tierra y esta se mide en hectáreas, no es la vaca o el becerro.

Con el Pastoreo Racional lograremos pasar de un 80% de desperdicio a un 20%, de un día para otro tendremos 2 veces más forraje disponible para nuestros animales, solo colocando el cerco eléctrico y el agua al pie del potrero (de preferencia). Es solamente de esta forma, aprovechando la totalidad (o casi) del forraje producido y con costos bajos que lograremos la MÁXIMA RENTABILIDAD SUSTENTABLE POR HECTAREA.

¿Porqué sustentable? porque no necesita de insumos externos para producir, porque no degrada sus recursos, los enriquece, porque no envenena a sus consumidores, los nutre.

10. Se crean paisajes hermosos, sanos y productivos.

Es muy común que nos impresionemos y hasta nos tomemos "selfies" ante un campo trabajado, arado, rastreado, sembrado, con un hermoso cultivo de maíz, nos gusta la tierra trabajada y ordenada. Pero les cuento algo, no tienen idea de lo que se disfruta un paisaje que expresa abundancia, que expresa salud y bienestar, que expresa productividad, no, no tienen idea. Visiten uno y verán lo que les explico...luego me cuentan.

11. Simplemente...es lo mejor!

Sin más palabras, no hay necesidad de explicar esto.


6,843 vistas

Ganaderia Regenerativa Derechos Reservados 2020